DESDE EL LABORATORIO

Entender la historia de tu cabello

Mujer castaña sosteniendo un iPad que sonríe a una mujer rubia que tiene el SalonLab&Me SmartAnalyzer en sus manos

Nuestra forma de actuar en la vida suele estar influida por dos factores: nuestra manera de ser natural (nuestra personalidad) y las experiencias del pasado. A veces, actuamos de una determinada manera simplemente porque nos nace así, de forma natural, mientras que, en otras, actuamos en base a una mezcla de nuestras experiencias pasadas, nuestras relaciones y entorno.

¿Sabías que lo mismo pasa con tu cabello? Durante una consulta de cabello, tu peluquero/a conoce tus resultados deseados para el cabello y te asesora para ver si son realistas o no. Sin embargo, para intentar valorar cómo puede reaccionar tu cabello frente a los distintos tratamientos y colores, no basta con evaluarlo en función de su estado actual, sino que también debe conocer su pasado.

Conocer la historia de tu cabello es esencial para una consulta de cabello exitosa

Es fundamental que antes de cualquier tratamiento o color nuevo, ya sea en el salón o en casa, hagas un viaje al pasado para recordar la historia de tu cabello: qué color has llevado y qué tratamientos y servicios te has realizado en el pasado.

Tu peluquero/a puede combinar esta información con sus propios conocimientos y, si visitas un salón SalonLab&Me, te podrá analizar la estructura de tu cabello en profundidad usando el SalonLab Smart Analyzer.

Cuanta más información tenga tu peluquero/a, más fácil le resultará evaluar si tu inspiración de cabello Pinterest es realista y factible. En este artículo, desglosamos los puntos de discusión más habituales en las consultas capilares para que puedas reunir toda la información que necesitas para que tu visita a la peluquería sea un éxito.

Mujer castaña con mechas rubias sujetándose el cabello delante de la cara

¿Qué entendemos exactamente por historia de tu cabello?

La historia de tu cabello se refiere a todos los factores que influyen en el estado actual de tu cabello. Esto incluye a la calidad natural de tu cabello junto con cualquier elemento externo como tratamientos, coloraciones, productos, exposición solar y acabados añadiendo calor. Incluye:

Tipo de cabello

Uno de los aspectos más importantes que afecta al resultado de tu servicio en el salón es tu tipo natural de cabello, es decir, el patrón de tu cabello, que puede ser:

Liso: se caracteriza por carecer de forma.

Ondulado: normalmente más grueso que el cabello liso con ondas en "patrón s" sueltas o bien definidas.

Rizado: rizos bien definidos con una forma de rizo más suelta.

Con bucles: cabello muy rizado con una forma de rizo más tensa.

¿Sabías que?

La textura de tu cabello puede cambiar con la edad, o por cambios hormonales como el embarazo o la menopausia. Los factores externos como el estrés, la dieta, los acabados con herramientas térmicas y los tratamientos químicos también pueden alterar la textura natural de tu cabello.

Grosor del cabello

El grosor del cabello está determinado por el diámetro real de cada fibra capilar y no por la cantidad de cabello que tienes en la cabeza. Hay tres tipos de cabello según el grosor:

Fino: la fibra capilar más pequeña, por lo que el cabello suele ser frágil, con tendencia a la rotura y, generalmente, se apelmaza con facilidad. El cabello fino a menudo resulta difícil de fijar al crear un acabado.

Normal: el grosor del cabello más común, el cabello normal tiene menos tendencia a romperse y es mejor para fijar el acabado.

Grueso: el tipo de cabello más grueso, en él los estilos se fijan bien y suele ser resistente, pero también a veces resulta más complicado de manejar.

Densidad del cabello

La densidad del cabello, a menudo confundida como grosor, hace referencia a la cantidad real de cabello que tienes en tu cabeza. La densidad puede ser alta o baja y no depende del grosor del cabello. Por ejemplo, es posible tener un cabello fino, pero mucha cantidad (densidad alta) y un cabello grueso, pero escaso (densidad baja).

Longitud del cabello

Probablemente la más obvia, la longitud de tu cabello se refiere a cómo tienes el cabello de largo y es uno de los factores más importantes en el look general del cabello. La longitud del cabello se diferencia, por lo general, como corta, media melena o larga.

Consejo Top

Es importante identificar no solo tu longitud actual, sino la que quieres conseguir. Si te cuesta expresarlo, céntrate en la parte del cuerpo donde quieres que el cabello acabe, por ejemplo: mentón, hombros o axila.

Estado del cuero cabelludo

No te olvides de tu cuero cabelludo al tener en cuenta la historia de tu cabello. Un cuero cabelludo sano proporciona el entorno adecuado para que tu cabello crezca fuerte y bonito, por lo que su estado puede hacer que tu cabello tenga un aspecto genial o no:

  • Sano
  • Seco
  • Graso
  • Con tendencia a la caspa
  • Sensible
     

Cuando hables de tu cuero cabelludo, no te olvides de mencionar cualquier afección médica que pueda afectar a su estado. Por ejemplo, afecciones en la piel como psoriasis o dermatitis atópica.

Color

Al tener en cuenta factores externos que tienen un impacto directo en la historia de tu cabello, la coloración es, probablemente, el factor más influyente. A no ser que nunca te hayas coloreado o tratado el cabello con un proceso químico, la coloración habrá impactado en tu cabello de alguna manera. Antes de ir a la consulta de tu cabello, ten en cuenta estas preguntas:

  • ¿Te has coloreado el cabello en el pasado?
  • ¿Qué tipo de coloración tu peluquero/a o tú utilizastéis? Por ejemplo, permanente, semipermanente, demipermanente o henna.
     

Al evaluar el color, no te olvides de la decoloración. Si te han aclarado el cabello de algún modo, por ejemplo, con técnicas como mechas, balayage o balayage con láminas, es esencial que tu peluquero/a lo sepa. Las decoloraciones usadas para aclarar el cabello suelen dañarlo, haciendo que tus mechones sean más secos, quebradizos y con tendencia a la rotura.

Sin la información necesaria sobre el historial de coloración de tu cabello, tu peluquero/a no podrá garantizar que el nuevo color sea el esperado. Intentar colorear el cabello con restos de otro color puede alterar drásticamente el resultado final. Tu cabello puede quedar más claro, más oscuro o con tonos cálidos subyacentes no deseados. Además, también se corre el riesgo de dañar innecesariamente el cabello tratarlo en exceso si ya está debilitado por la coloración anterior.

Consejo Top

Si te encanta cambiar de color, mira fotos antiguas para recordar los tonos que has llevado. Da un paso más y añade estas fotos a un álbum específico para enseñarlas en tu consulta: ¡A tu peluquero/a le va a encantar!

Tratamientos

Si usas tratamientos para mejorar el estado de tu cabello, es importante que también los menciones a tu peluquero/a durante la consulta. Ten en cuenta los siguientes tratamientos:

Tratamientos con queratina
Un proceso químico para alisar el cabello, a veces denominado Secado brasileño.

Tratamientos con proteínas
Visto que los tratamientos con proteínas están pensados para fortalecer el cabello, puede que pienses que no merece la pena comentárselo a tu peluquero/a. Sin embargo, es posible abusar de los tratamientos con proteínas, así que asegúrate de informar a tu peluquero si los has utilizado recientemente.

Tratamientos en el cuero cabelludo
Recuerda, la salud del cabello depende del estado del cuero cabelludo, así que no olvides de mencionar cualquier tratamiento en el cuero cabelludo y cualquier estado de tu cuero cabelludo anterior.

Tratamientos aclarantes
Demasiados tratamientos aclarantes pueden provocar un cabello apagado y seco. Algunos tampoco son adecuados para cabellos coloreados, pueden eliminar el color, o para determinadas afecciones del cuero cabelludo.  

Tratamientos en cabello alisado
El cabello alisado necesita un tratamiento especial, por ejemplo, menos tiempo de exposición durante los servicios de color y también puede ser más frágil

Tratamientos matizantes/Potenciadores del Brillo/Tratamientos de Brillo
Clasificados como tratamientos debido a su naturaleza tratante, estos productos que depositan el color sigue mereciendo la pena mencionarlos a tu peluquero/a porque corren el riesgo de alterar cualquier futura aplicación del color.

Mujer lavándose el cabello largo en una ducha con azulejos blancos

Tu rutina diaria de cuidado del cabello

Los productos que utilizas en tu rutina diaria de cuidado pueden tener un impacto global en tu cabello, así que antes de ir al salón, haz una lista de productos que usas para lavar, acondicionar y cuidar de tu cabello. Pueden ser los siguientes:

  • Champús
  • Acondicionadores
  • Tratamientos
  • Productos sin aclarado (aceites, sérums, sprays acondicionadores)
     

Tus resultados deseados en el cabello y cuero cabelludo

Una vez que hayas mirado al pasado, es hora de mirar al futuro y definir tus resultados deseados en el cabello y cuero cabelludo: Por ejemplo:

Resultados deseados en el cabello

  • Protección del color
  • Suavidad/antiencrespamiento
  • Volumen
  • Hidratación
  • Reparación / Sellado de puntas abiertas
     

Resultados deseados en el cuero cabelludo

  • Refrescar y revitalizar
  • Eliminar la caspa
  • Reducir la caída del cabello
  • Suavizar y equilibrar
     

Los resultados deseados en el cabello y cuero cabelludo son una parte fundamental del proceso de consulta, ya que pueden determinar los productos que tu peluquero/a te recomendará.

Consejo Top

Al decidir los resultados deseados para tu cabello, no seas demasiado ambicioso/a. Prueba y elige uno o dos que sean los más importantes para ti: de esta manera, tu peluquero/a podrá recomendarte productos que puedan satisfacer tus necesidades específicas.

¿Cuál es el siguiente paso tras la consulta del cabello?

Si te has hecho una consulta de cabello con SalonLab&Me, tu peluquero/a combinará tus respuestas con el análisis de tu cabello usando el SalonLab Smart Analyzer y podrá determinar el estado de tu cabello.

A continuación, te podrá recomendar una rutina a medida de cuidado del cabello personalizada según las necesidades únicas de tu cabello, junto con un servicio de acabado y color que se adapte al tipo y estado de tu cabello. Tu rutina de cuidado del cabello de SalonLab&Me incluirá una combinación de:

  • Champú
  • Acondicionador
  • Spray Acondicionador
  • Tratamiento de Color
  • Tratamiento de Cuidado Intensivo
     

¡El servicio no se acaba cuando sales del salón! Tu rutina de cuidado del cabello personalizada de SalonLab&Me se te entregará directamente en tu domicilio. Y si necesitas más ayuda o consejos sobre cómo sacar el máximo partido a tus productos y cuidar de tu cabello, nuestra Guía de Cuidado del Cabello está disponible las 24/7 para ayudarte.

Conocer la historia de tu cabello es el secreto para conseguir un cabello bonito y de aspecto sano. Ayuda a tu peluquero/a a entender las cualidades únicas de tu cabello, facilitando la recomendación del mejor color, estilo y rutina de cuidado del cabello. Ahora tienes toda la información que necesitas para prepararte para la próxima consulta de tu cabello, ya sea con tu peluquero/a de confianza o durante tu análisis de cabello con SalonLab&Me. ¡Haz un trabajo previo y tu peluquero/a y cabello te lo agradecerán!

Guía de Cuidado del Cabello

Echa un vistazo a la Guía de Cuidado del cabello: la guía definitiva sobre todo lo relacionado con el cabello, repleta de conocimientos expertos para que tu cabello luzca lo más bonito posible.